Ensalada de ciruelas y tomates


Ensalada de ciruelas y tomates

Se acaba el mes y el verano y las fruterías, aunque siguen repletas de hortalizas frutas de temporada que se despiden y no volverán hasta dentro de 10 meses y, precisamente, es ahora cuando mejor saben.

Ensalada de ciruelas y tomates, texturas y juego de sabores

Uno de estos productos que dicen adiós son las ciruelas. Un fruto proveniente de los antiguos Caúcaso y Persia, fueron los romanos quienes las introdujeron en el mundo occidental a todos los rincones de su imperio.

Tipos de Ciruelas

Existen diferentes tipos de ciruelas (verde, reina, claudia amarilla, etc) y todas ellas son ricas en antocianos que le proporcionan su color característico (sobre todo en las variedades de tonos rojos y morados) y tienen propiedades antioxidantes y antisépticas.

Al comprar ciruelas hay que tener en cuenta su firmeza y sin golpes. Si se compran verdes, conviene dejarlas a temperatura ambiente para que maduren, que suele ser de tres días. Una vez en el hogar deben guardarse en el frigorífico si el ambiente es cálido.

Antes de consumir las cerezas es conveniente lavarlas para poder consumir con piel y aprovechar todos sus nutrientes como es el caso de esta receta:

Ensalada de ciruelas y tomates

La gracia de la receta de ciruelas y tomates se basa en combinar texturas y sabores de diferentes tipos de tomate, ya que en verano es cuando se encuentran los mejores ejemplares. Aunque en un solo tomate hay diferentes matices como la dureza, la acidez o dulzura, junto a las ciruelas maduras y su punto cítrico rematan un plato sorprendente.

Este plato puede ser un principal o bien un acompañante al que se puede añadir una base de arroz u otro tipo de cereales como quinoa, trigo sarraceno o espelta.

Estas opciones vegetarianas también son intecambiables por las proteínas de origen animal como el queso que más guste en casa como puede ser pecorino, manchego, Idiazábal o parmesano.

Para esta ensalada se necesitan los siguientes ingredientes:

1 tomate rosa, 1 tomate pera y 1 tomate verde
10 tomatitos cherry
1 cebolleta mediana
1 ciruela roja
1 ciruela amarilla
Vinagre de Jerez
Cilantro, perejil, albahaca o hierbabuena
Aceite de oliva virgen extra
Sal

Preparación Ensalada de ciruelas y tomates:

Se comienza pelando y cortando la cebolleta en juliana fina para dejarla en un cuenco con 8 cucharadas de vinagre con un poco de sal durante 30 minutos. Tranquilidad, que esta cantidad de vinagre no va a llegar al plato para chirriar los dientes sino que se usa para quitar la dureza y ese toque picante de la cebolleta. Es una manera de encurtir rápidamente.

Mientras tanto, se lavan, pelan (en caso de ser necesario) y cortan en trozos irregulares todos los tomates. De igual manera se hace con las ciruelas. Se lavan y cortan en gajos finos.

Cuando esté todo, se mezcla en un bol y se aliña con aceite, sal y pimienta. Antes de servir se echa unas hojas de cilantro, perejil, albahaca o bien unas hojas pequeñas de hierbabuena para dar un toque de color y de olor.

Resumen
salada de ciruelas y tomates
Nombre del Artículo
salada de ciruelas y tomates
Autor
Nombre del editor
Restaurante Kutxo
Logo del Editor

+ No hay comentarios

Añade tu comentario